Refranes de la vida

Crea fama y échate a dormir

Sin duda alguna nuestras acciones nos definen, no importa lo que digas o pretendas defender, es tu propio comportamiento el que te señala y el que te representa a donde vayas.

Al mal paso, darle prisa

Hay situaciones en las que se amerita de celeridad en las acciones, para así evitar contratiempos o bien problemas mayores, siendo necesario que las personas actúen con premura y con mucha cautela.

Una cosa es la vida y otra la novela

Indicativo de que la realidad es muy distinta a las expectativas, es decir, que una persona bien puede soñar, pero debe tener siempre en cuenta su situación actual y las circunstancias que le rodean, para que no ande de iluso.

Cuando el río suena, piedras trae

En ocasiones conviene prestar atención a los rumores o bien a los decires de los demás, ya que en la mayoría de los casos, estos son indicativos de hechos ciertos, es por ello, que nunca está de más agarrar consejo como dicen.

Viruela, después de vieja

Cada edad, se corresponde con una etapa de vida en la que calan ciertos comportamientos y resultan idóneas ciertas circunstancias; suele emplearse para recordarle a una persona, que por su edad avanzada ya ciertas conductas no le son apropiadas.

Rectificar es de sabios

El saber pedir perdón, el pretender enmendar una conducta y el saber corregirse uno mismo, son virtudes que no poseen todas las personas y que caracterizan a aquellos de proceder correcto y de buenas costumbres.

Más vale prevenir que lamentar

Hay acciones que siempre corresponde hacerlas a buen tiempo, aún y cuando no sean necesarias, ya que las mismas nos llevarán a prevenir males posteriores, siendo una medida cautelosa y prudente que nos proporcionará alivio en un futuro cercano.

A río revuelto, ganancia de pescadores

Suele emplearse para señalar a aquellos habilidosos, que de circunstancias revueltas o bien de situaciones difíciles, saben sacarle ventaja, porque siempre encuentran una oportunidad oculta en ellas, para satisfacer sus intereses.

Obras son amores, más no buenas razones

No importa cuánto digan que te quieren, ni  tampoco importa cuántas veces te repitan palabras bonitas, el amor sin hechos que lo demuestren, no existe; el amor debe de manifestarse constantemente, en el actuar de la persona que lo profesa.

Carne que se lleva el gato, ni vuelve al plato

Cuando una persona muestra malos deseos o malas intenciones sobre un bien, no conviene prestárselo, ya que puede por envidia o bien por avaricia no devolverlo nunca.

El que siembra vientos, recoge tempestades

Cuando una persona se dedica solamente a proferir palabras necias, a criticar a los demás, a incitar al odio entre las personas, no crea buenas vibras para su vida, sino que por el contrario recrea todo un círculo de negatividad, que a la final repercutirá sobre su existencia.

A buen hambre, no hay mal pan

Cuando una persona cae en situación de penuria, no tiene recatos ni miramientos para recibir cualquier tipo de ayuda, sin importar la magnitud de la misma, sea poco o bastante, todo lo que le brinden, será siempre bien recibido.

Después de la tempestad, viene la calma

Cuando una persona pasa por situaciones complejas en su vida, y las palea de todas las formas posibles, buscando todas las alternativas de solución, terminará por entrar en un estado de serenidad, ya que habrá encontrado la alternativa a sus inconvenientes.

Tanto da el cántaro al agua, hasta que se rompe

Situaciones que vamos tolerando poco a poco, hasta que llega un momento en que no podemos más y sucumbimos. También suele emplearse para referirse a aquellas personas, que nos van colmando la paciencia, hasta que las agredimos con nuestro carácter. 

Cada persona es dueña de su silencio y esclava de sus palabras

Todo aquel que le gusta opinar, criticar e incitar malos pensamientos en los demás por medio de sus palabras, deberá en algún momento, hacerse responsable de las mismas y de las consecuencias que estas ha generado.

Siempre hay un roto para un descosido

En esta vida, cada quien encuentra su similar, es decir, siempre habrá alguien dispuesto a quererte por lo que eres y por lo que representas, siempre habrá una persona dispuesta a amarte como te lo mereces.

Vísteme despacio, que tengo prisa

Hay situaciones, que llegan a ponernos a prueba, por lo que siempre conviene que actuemos con prisa, pero con cautela, es decir, que pensemos bien cada una de las acciones que pretendamos ejecutar.

Roma no se hizo en un día 

Solemos admirar el éxito de los demás, sin darnos cuenta de todo el esfuerzo, sacrificio y la entrega que debieron de haber tenido para cada uno de sus proyectos, fue lo que los condujo a la consecución de sus metas.

Quien no hace lo que dice, acaba diciendo lo que hace

Hay personas que sus comportamientos, siempre los colocan en evidencia, es decir, que por más que pretendan justificarse o bien excusarse con sus palabras, son sus acciones, las que los delatan ante los demás.

Poco a poco se anda lejos

Muchas veces las metas no se obtienen por la prisa con la que se realizan las cosas, sino por la paciencia y constancia con que las personas actúan, y es que efectivamente, sino una persona se dedica íntegramente a su proyecto, solo puede tener el éxito asegurado.

Quien no se aventura, no pasa el mar

Muchas veces, llegamos a sentir el deseo de explorar nuevos mundos o bien tenemos ideas maravillosas en mente, que por miedo no nos atrevemos a poner en marcha, llegando en muchas ocasiones a desperdiciar nuestro potencial y a perder oportunidades. 

Quien no oye consejos, no llega a viejo

Para los rebeldes, que les gusta hacer las cosas a su manera y terminan aprendiendo a los golpes, por no querer escuchar las palabras y directrices de personas, que ya han tenido sus experiencias y respectivos aprendizajes.

Haciendo y deshaciendo, se va aprendiendo

En esta vida, todo es un ensayo y error, los seres humanos son un cúmulo de intentos fallidos y de logros, y en cada fracaso y éxito, sin duda alguna, existe un gran aprendizaje. 

Quien con niños duerme, mojado amanece

A aquellos que les gusta rodearse de personas inmaduras, o bien de personas de malos comportamientos, terminan imitando dichas conductas o bien terminan pagando por actos que ellos no han cometido. 

Coser y cantar, todo es empezar

No inicies un proyecto, con la mentalidad puesta en modo negativo, lo primordial es que siempre des el primer paso, el cual resulta, el más importante de todos.

Quien busca, encuentra

Las personas obtienen sus metas, es porque persisten en la consecución de las mismas, es decir, porque no abandonan, sino que cada acción que ejecutan, lo hacen de forma consciente y enfocada en un objetivo.

El saber no ocupar lugar

En ocasiones, creemos que podemos con una situación, sin darnos cuenta que no poseemos las habilidades para la misma, llegando en ocasiones a quedar en ridículo, por no contar con las destrezas debidas.

Por la boca muere el pez

Muchas veces no medimos las palabras y llegamos a errar por medio de las mismas, pudiendo generar gran controversia o bien a ocasionar heridas en las demás personas, por ello, siempre hay que ser prudente con nuestras palabras.

A quien madruga, Dios le ayuda

Toda persona que se levanta temprano, y se dedica a cumplir sus deberes, siempre tendrá éxito, ya que organiza su tiempo y sabe bien aprovecharlo, manteniendo el enfoque en los objetivos de vida que se ha propuesto.

Para cada pie, un zapato

En esta vida, siempre encontraras a alguien a tu medida y semejanza, es decir, siempre habrá una persona dispuesta a entenderte, quererte y aceptarte como bien te lo mereces. 

No por mucho madrugar, amanece más temprano

Las cosas que se hacen con premura, no siempre suelen salir bien, ya que algunas ameritan de su tiempo, por lo que la rapidez en su realización, puede en ocasiones, traer resultados negativos.

No hay mal que dure cien años, ni cuerpo que lo resista

En muchas ocasiones, las personas consideran que las situaciones malas suelen ser eternas, sin saber, que después de ellas, obtendrán grandes logros y sobre todo adquirirán un gran aprendizaje.

Cada loco con su tema

En la vida, hay que aprender a comprender a los demás y entender que cada cual tiene derecho a pensar lo que quiera, y a disentir como bien guste de los criterios ajenos. 

No hay mal que por bien no venga

Toda situación adversa, por mucho que nos golpee o bien nos ocasione daño, debe ser siempre aprovechada, porque trae para nosotros un beneficio, cual es el aprendizaje de vida.

Nadie nace sabiendo

En esta vida, todos nos hallamos propensos a aprender, es decir, que el ser humano es un recipiente para ser llenado de conocimientos cada día, de modo tal, que no debemos reusarnos a conocer y a descubrir. 

No me des gato, por liebre

Cuando se le quiere advertir a una persona, que no pretenda engañarnos, porque estamos conscientes de la situación y de los verdaderos motivos que generaron la misma.